miércoles, 19 de agosto de 2009

"Bloqueo bloques bloqueados" -


".......Même quand on l'a perdu,
L'amour qu'on a connu
Vous laisse un goùt de miel.
L'amour c'est éternel!......."
Michel Emer.
Fragmento de "A quoi ça sert l'amour".

Parecía otra más de esas tantas tardes de invierno montevideano, fría, gris, con amenaza de lluvia.
Como en casi todas esas tardes de invierno montevideano, Robert y yo charlábamos perezozamente, salpicando de juegos de palabras, sentidos y contrasentidos, ironías y risas, la conversación.
De pronto, que estas cosas no dejan de sorprenderme, una pregunta que me caló profundo.
Por el tenor y por quien la formula:
- "Jorge, ¿el Amor es eterno?".
Creí haber entendido mal.
¿Ro, abriéndose de esa manera?.
Está bien, desde el Carnegie Hall la Piaf, a dúo con su último amor Theo Sarapo, acaba de cantar "A quoi ça sert l'amour?", y bué, es toda una conmoción emocional, pero...¿tanto lo sacudió?.
--------------------------------------------------
Hace cuatro años, desde mayo del 2005, que nos conocemos con Ro, y que venimos compartiendo caminos.
Hace cuatro años, y nunca tiró sobre la mesa, un tema de charla como este.
Llegué a pensar que tales cosas no cabían en él, tan reservado, prudente, observador y callado.
Pero, como decía no sé quien, "todos tenemos nuestro corazoncito", y parece ser la hora del de Ro.
----------------------------------------------------
Más allá del intercambio de preguntas, respuestas, opiniones, acuerdos y desacuerdos con Ro, mi mente voló a los millones de gentes que a diario se hacen el mismo planteo: el Amor ¿es eterno?.
Cada vez que le comento a mi amigo que estuve pensando en algo, exclama:
- ¿Vos? ¡qué raro!".
Entonces, si más allá de la ironía de Ro, ese es mi rasgo distintivo, al menos en este tiempo, hacia allá iré.
Obligatoriamente debo referirme al Post: "¡Ay, como me duele quererte como te quiero!", publicado en este Blog en Noviembre del 2008, y nuevamente agradecer a Lorca la inspiración para el título.
Debo referirme a tal Post pues, casi al inicio, planteo lo difícil que es saber qué alguien está diciendo cuando dice:"te quiero"; y sin conocer cuál el significado profundo y verdadero de tal afirmación, es imposible juzgar si es amor, calentura, gusto, o simple y llana conveniencia.
Antes, entonces, de responder, o de intentar una respuesta a la pregunta disparadora, deberé, a mi vez preguntarte, amigo Lector,:
- "¿Qué querías decir, qué realmente sentías, cuando dijiste "te quiero?".
¡Guau, en que berenjenal me he metido!.
Bueno, habitualmente lo hago, y espero salir con cierta gracia y propiedad.
Despues de todo, las berenjenas son riquísimas y estoy tentado a.....no, ¡no, no será sólo una tentación!, al final del presente Post les daré, si les interesa, una receta de Torta de Berenjenas, muy simple, rápida y natural, como prefiero los alimentos, y con sazón muy a la uruguaya.
Sé que estoy más allá del bien y del mal, pero lo anterior espero que no sea una total e irremediable pérdida de rumbo, ni mi absoluto ingreso en el dislate, que existen cosas de las que no se vuelve.
En la literatura de todos los tiempos, y de todos los autores, desde Corín Tellado a Shakespeare, abundan ejemplos de grandes pasiones, calenturas, rotuladas como "el verdadero Amor".
Allá desfilan saludando entre fanfarrias y serpentinas, Romeo y Julieta, Gerineldo y la Infanta, Calixto y Melibea, Cho Cho San y Pinkerton, Paolo y Francesca, y muchos, muchísimos más, sin tanto renombre ni trascendencia.
Los conocimos; los estudiamos; los admiramos; deseábamos sentir lo mismo que ellos sintieron...y fuimos creciendo con una visión del Amor totalmente distorsionada.
Es así que hoy creemos y proclamamos, que el Amor existe mientras sintamos sensaciones extrañas en la panza, cuando se nos seca la boca al contemplar al objeto de nuestro interés, cuando nos da un choque eléctrico si nos roza...¡qué sé yo!.
Estoy convencido de que es un error de etiquetamiento.
Compramos una lata confiados en que el contenido se condice con la etiqueta: "Duraznos en Almíbar", y al abrir el envase resulta "Escargots de Provence".
¿Sinceramente?, a cualquiera se le muere el apetito.
En tal ejemplo extremo y de tropezón y caída, la responsabilidad no es nuestra, ni siquiera del comercio que ofrece tal mercadería.
En el caso de decisiones y elecciones en nuestra vida, allí la cosa cambia.
A nadie más que a nosotros mismos, que nos sentimos defraudados y engañados, nos cabe la total asumición del error cometido.
De acuerdo, fuimos "deformados" por quienes decían preocuparse por nuestra "formación".
Mas no hicimos nada desde nosotros mismos a los efectos de comprobar si lo que nos planteaban era real, o un simple bluff.
Nos quedamos en la comodidad y el ocio cerebral, y de allí al dolor....un solo paso.
Mi Amigo, tocayo y colega Yor, al que ya conocen, insiste en que las personas nos manejamos desde la corteza cerebral para nuestro día a día...permítanme ponerlo en duda.
Álvaro, en cambio, sostiene que se actúa por una mezcla no muy clara, para mí, de pensamiento y objetivización del momento adecuado y favorable para hacerlo...tampoco estoy en total acuerdo.
Dado que intento analizar un problema que atañe a todos los seres humanos, mencionaré a éstos de la cintura hacia arriba, sin distinción de sexo ni sexualidad.
Al observar, en mi consulta, las historias de mis clientes, y al interactuar en mi vida personal y privada, me quedó clarísimo que los seres humanos no sabemos comunicarnos y que, lo poquito que sí hacemos, lo hacemos mal, cohartados por sentimientos de culpas inexistentes, o chantajes emocionales a los que cedemos en manos de otros seres manipuladores.
No es patrimonio masculino el no expresar los sentimientos.
Es patrimonio de todos los que compartimos esta cultura que nos han impuesto, que aceptamos, no cuestionamos y, aunque lo hagamos, seguimos manteniendo como correcta y deseable, dejándonos llevar, otra vez, por la culpa o los chantajes.
Hombres y mujeres decimos una cosa, pero lo que decimos no refleja exactamente lo que pensamos.
El otro escucha lo que decimos, pero entiende lo que cree que decimos, o quiere que digamos.
Veámoslo en un ejemplo medio como complicado, para mí, de plasmarlo aquí, con las limitadas herramientas que me otorga el Blog.





Un paseo cualquiera, una mañana de sol.
Dos personas, A y B, caminan en sentido contrario.
A viene con alegría, ha obtenido algunos buenos resultados en asuntos que le preocupaban.
B intenta escapar del aburrimiento de una vida rutinaria.
A - "Buenos días!". (no le conozco pero ¿ por qué no saludar?).
B - "Buenos días". (¿quién será?, para mí que quiere levantarse a alguien. Bueno...mal no está").
Otro día, el mismo paseo.
A - (¡qué casualidad, allí viene la misma persona de la otra vez!) "¡Buenos días!.
B - (Al fin me vuelvo a cruzar con A.Veamos cómo está. Si me vuelve a saludar es muestra clara de que quiere algo conmigo.). - ¡Buenos días!, ¡qué lindo tiempo para aprovechar para caminar, ¿verdad?.
A - (¡qué amable!) - "Sí, cierto...¿siempre caminás por aquí? (sería agradable la compañía de alguien de tan buen carácter en estas caminatas obligadas).
B (¡mirá qué rápido va al grano.Voy a poner cierta dificultad) - A veces, sólo a veces. (de seguro que ahora va a demostrar que quiere que venga más seguido, o me invita a tomar algo).
A - "¡Entonces hasta la próxima, que tengas un lindo día!".
- (¿qué le pasó? - "¡Chau! , lo mismo para ti. (se asustó, no le dio el cuero, cómo hay gente boluda!).
--------------------------------------------------
Lamentablemente, por esa manía de pensar por el otro, por esa necesidad de transferir nuestras carencias al otro, en este caso se entorpeció el comienzo de quizás, una buena camaradería de aeróbicos.
Sin embargo existen casos peores.
Gentes que dicen:
- Si estoy aquí es porque te quiero, no necesitás que te lo diga.
¿Y por qué he de pensar que estás por eso?, tal vez sólo estás porque te es cómodo, porque no sabés dónde ir, o me usás como fachada.
Y dale y dale a la manija.
Hasta llegan a formar familias quienes nunca dijeron que querían hacerlo, pero se vieron envueltos en una maraña de cosas dichas a medias, entendidas a la cuarta parte, soportadas al ciento cincuenta por ciento, toleradas a la vigésima parte....y así estamos.
El mundo, la sociedad, la familia, las personas, todo deshecho.
Por eso opino, a diferencia de Yor, que la gente piensa, usa la corteza sí, pero no pasa por un cernidor los pensamientos que tiene, y acepta todo...siempre y cuando le convenga.
Y hace trampas al solitario, porque no investiga, no pregunta, no quiere saber que no está en lo cierto.
Y difiero de Álvaro, porque nadie espera nada para actuar.
Se actúa por impulsos, por presiones, por conveniencias, y cuando se siente algo, no se analiza que es lo que se está sintiendo, se cede ante la primera idea que se presenta y, cuando se piensa, como no se está acostumbrado a hacerlo, se tarda demasiado tiempo en subir al tren, y este, cuando se toma la desición, hace rato que ya pasó.
¡¿Amor?!.
Esta sociedad hipócrita, culposa, manipuladora, chantajista, mediocre, ¿intenta hablar de Amor?.
¡Por favor!.
Quisiera que alguien me explicase, a la luz de lo que hemos vivido, los que hemos vivido, por qué razón seguimos transmitiendo a las generaciones posteriores a la nuestra, y abarco en la nuestra, a los de treinta años, valores, costumbres, y usos que nos han hecho tanto mal.
¡Es increíble!, ¡parece mentira!, personas a las que no les ha ido bien en relaciones anteriores, que aún teniendo la experiencia, y habiendo verbalizado la necesidad e intención de un cambio en su manera de conducirse, continúan, en el momento actual, con los mismos vicios de egoísmo y no hablar claro.





A - "¿Todavía me querés?".
B - "¿Y esa pregunta por qué?".
A - "Porque me hace bien que me lo digas".
B - "Por algo estoy hablando contigo".
¿Es que no han comprendido nada?.
¿Es que puede más la hombría mal entendida?.
¿Y qué decir de las mujeres que durante el primer tiempo de relación aceptan todos los tragos amargos que la contraparte le propone, con la firme convicción de que, una vez el pez en el cesto, ellas le van a cambiar las costumbres?.
¿Es que tampoco han aprendido nada?.
Es por toda esta realidad que opino, y creo firmemente, que ya pasó la hora de consulta y consultorio.
Ya no tenemos más tiempo.
El momento actual exige retoma de posición y cambios de rumbo inmediatos, si es que queremos salvar algo de lo que somos.
Por esto también discrepo con aquello de "sentir que ha llegado el momento de hacer algo", porque somos muy autoindulgentes, porque dormidos soñamos que estamos despiertos, porque desde siempre, como escribió el Archupestre de Ita: "cambiamos algo, para que todo siga igual".
No Ro, el Amor cuando es verdadero, no muere.
Mueren las relaciones entre personas que no fueron sinceras.
El Amor, querido amigo, es eterno.




He inaugurado mi nuevo Blog "Jorginho cocina".
Allí encontrarán la receta prometida.
Debajo de "Datos personales" encontrarán el enlace correspondiente.
Gracias.
Publicado el miércoles 02 de Setiembre del 2009.
Corregido por R.Méndez

10 comentarios:

Lore dijo...

Hola mi Jorginho...

Dos cosas, en una difiero y en una coincido contigo... la primera son las ¡berenjenas! las odio, jajajaja... y la segunda, en que el amor es eterno...

Pero más profundo aún es tu planteamiento de la forma que amamos o de las costumbres que arrastramos... y de como nos dirigimos a los demás, racional o irracionalmente... El amor existe, solo y cuando tu alma es pura y no tiene egoísmos... si no, no podemos llamarle amor. Me he dedicado estos últimos años de mi vida (ala ya parezco viejita pero nooooo) a estudiar la reaccion de las personas cuando sin ningún interés te preocupas por ellos y les brindas un poquito de todo eso que hay dentro de un corazón sincero... el amor en sus diferentes manifestaciones (ej. xenike: la bondad hacia los demas aun desconocidos... erotike: el deseo sexual.. Eros: la atracción y la paión... Philia: la amistad.. Storge: la ternura y Agape: el afecto desinteresado) y los resultados son grandiosos... pero como te digo... es el resultado de una conducta desinteresada...

Al menos de algo puedes estar seguro... desde el primer momento que te leí vi un corazón hermoso dentro de ese pecho tuyo... y me identifique mucho con todo lo que dices... y si te escribo que TE QUIERO... es verdad... inspiras solo cosas buenas y hermosas amigo mio...

espero... que el Ro... encuentre ese amor... y que sea eterno... un beso a los dos!!!

PS. felicitaciones por tu blog cocinero... a ver si me das el honor de diseñarte los encabezados, escribeme a mi privado y nos ponemos de acuerdo..

Jorge de Bahía dijo...

¿Por dónde empiezo....?
Hola Lore!:
Las Berenjenas...todo un tema!.
En la cocina macrobiótica son algo así como los siete pedcados capitales, puues son muy yin,pero, que dos aspectos tienen todas las cosas, de ellas también se obriene el dentie, que es el yang existente en el yin, y que se usa para mitigar el dolor en los dientes.
En cuanto a Ro, tengo posición tomada pero, como involucra su vida privada, me limito a agradecerte los buenos deseos, y por supuesto que se los transmitité apenas llegue.
¿Sabes?, lo que dicen los libros....es valioso como testimonio, pero invaluable es, realmente, la propia experiencia, y la propia reflexión.
Con Yor tuvimnos un intercambio de ideas en cuanto a Eráclito, que parecía ser una especie de voz del Sinaí para él, y lo reduje a un flaco de m....que dijo todo lo que dijo porque el río le arrancó el pescado que se iba a comer.
Me parece genial cuando alguien habla y pontifica, si es el caso, desde la propia experiencia y elaboración.
Lo demás.....cápsulas del tiempo.
Agradezco tus conceptos, muy generosos hacia mi persona, mirá que soy raro, insoportable, adorable, odioso, amoroso, irónico.....en fin.....muy jodido.
Acepto tu colaboración, la que me ofreces tan gentilmente y con tanto cariño.
Me comunicaré contigo apenas sepa cuál la próxima publicación.
Te mando un besoooote!
Jorge

YOR dijo...

Podemos saber lo que el amor no es, pero lo que es... siempre se te va a escapar algo... pues es un concepto no rotulable, es una convención imposible de realizar, eso si, todos podemos pretender ser jueces de quién entiende mejor el concepto.. ero es que el concepto en la medida que no se puedes fosilizar con palabras, más representa al amor...
Nuestras preguntas ya son inadecuadas... no viene al caso ¿Me amas?...¿Quién puede decir "si" con la certeza que el otro comprende lo mismo que uno en relación al amor?... no etiquetas... no preguntas al pedo que oscurecen mas de lo que aclaran... Citando a un sabio: preguntar sobre el amor o sobre Dios es como preguntarse cuantos segundo entran en el color amarillo...
Lo que no quita que haya reuniones y se forme dos o mas religiones en relación a la respuesta correcta...
Yo se la respuesta...

24 zanahorias...

Eso si, no va a faltar el que venga a decirme que son batatas o papas o menos zanahorias... jajaja.
Cuando dejamos de preocuparnos por los rótulos empieza recién a existir una pequeña (pequeña) chance de poder amarnos... incluso a nosotros mismos.

pilli dijo...

Me encanto tu blog...y tus historias, el amor verdadero no muere, claro que no yo siento amor por mi hija, aunque algo me duele en el corazon sera que alguien me lo esta partiendo en pedazos....Si el amor no muere, porque siento queel mio esta agonizando, si no es que ya dio sus ultimos suspiros y yo me niego a creerlo....en fin te mando un besuko
bye

Jorge de Bahía dijo...

Querido Yor, que de tan superado, ya ni saludas al dejar comentarios:
varias veces te dije que si todo es tan inetiquetable, tan imponderable, tan...tan...tan, para qué mierda estamos escribiendo!?.
Fuera de la vulgaridad de mi expresión, mi querido, pasas por arriba lo que expreso en cuanto a la comunicación.
Tú vas a eentender lo mismo que yo si nos comunicamos bien.
Antes de escribir algo y exponerlop, mi amorrr, me cuido bien de sentar las bases sobre las que me asiento en mis afirmaciones para, justamente, no parecer una nube de pedos, como calificas determinadas cosas.
De todas formas sé que hay gente que siempre vive tange3ncialmente, y escapando por la misma.
¿Eres feliz?¡eso es lo que vale!.
Jorge

Jorge de Bahía dijo...

Hola Pilli, Bienvenida!!:
Gracias por deejar un comentario, por tomarte tiempo, e interesarte hacerlo.
Sí, tal vez alguien lo esté rompiendo, me refiero a tu corazoncito, ¿y no serás tú misma?.
Quizás, en este mundo tan duro que hemos construído, las personitas con tanta sensibilidad como para tener la profesión que tú tienes, están demasiado expuestas a las pñúas hirientes de todos los demás, nosotros.
Si nos ponemos objetivos, verás que la responsabilidad última de todo lo que nos acontece, es nuestra.
Somos nosotros quienes exponemos a nosotros mismos a los peligros que intentamos ignorar.
Las heridas duelen mucho, pero más duele el comprobar que hemos estado equivocados, y más aún, aceptarlo.
Claro, hay qyuebes deciden vivir en la eterna agonía y está bien, si les place.
Espero que tú seas de los verdaderamente sanos y sanadores.
Te espero siempre que quieras visitarnos.
Te mando un beso uruguayo y montevideano.
Jorge

sagitaire17 dijo...

Hola Jorge.Perdón por este comentario tan escueto,pero hoy estoy también con dolor de cabeza :)
(pero no por culpa del amor,sino por la falta de sueño y el exceso de tabaco -lo siento,entro con eso en la categoría de gente que no aguantas.....).Te prometo volver por aquí en cuanto mis neuronas me lo permiten.
Un abrazo amigo.

Jorge de Bahía dijo...

Hola Eric:
gracias por el comentario, y gracias por los mails.
Cuídate, que bastante mal nos hacemos ya, como para sumarles la química, aunque sea de origen natural.
Hace muchísimo tiempo aprendí a escuchar los reclamos de mi ortganismo, desde la época en que ingresé al Zen y la Macrobiótica y, por eso mismo que asombro a la gente con el poder de recuperación que tiene mi físico.
¡Ánimo, Amigo!, que tu fuerza es mucho mayor que tus debilidades, sólo te falta saberlo.
Un abrazo
Jorge

alfavil dijo...

El amor será eterno. la calentura, de acuerdo a informes médicos, dura alrededor de dos años, y entonces comienza de nuevo la comezón erótica.

Alfredo de NY

Jorge de Bahía dijo...

Hola Alfred:
de acuerdo a lo que comentaste sobre las arterias, en tus mensajes, durará dos años siempre y cuando el chancho lo permita!.
Bienvenido al Blog, Amigo new yorker, bienvenido al Blog.
Jorge