jueves, 3 de junio de 2010

A un mes de tu partida....


Éste no es un post mas.
Hoy es 3 de Junio y hace un mes que Jorge ya no está con nosotros, al menos físicamente.
Para mí es muy difícil escribir esto ...
Sepan disculpar, pero no me salen las palabras tan fácilmente.
Solo sé que se fué en una completa paz, y justamente de eso habíamos estado hablando días antes de su internación.
Se sentía en paz.
Horas antes que fuera llevado al sanatorio, entre la fiebre y ese malestar general que tenía, me pidió por favor que publicara lo que fué, su último post: "Las despedidas en las bienvenidas", ... Jorge ya se estaba despidiendo ...
Pero no es una simple despedida, porque de cierta forma, lo tenemos acá con nosotros; en cada uno de los posts de éste Blog que, es Jorge en esencia.
Por eso pido a ustedes, sus seguidores, que hagan conocer éste Blog.
Él le dedicó mucho tiempo, ganas, pasión ...
Éste es su legado.
Hay mucha sabiduría en sus palabras y hace abrir los ojos a muchos que, como yo, nos cuesta encontrar el rumbo.
Aún quedan 4 escritos que Jorge dejó en el borrador, y que publicaré pronto.
Les dejo un abrazo a todo aquel que entre y se tome el tiempo para leer algún que otro post, así como también a sus fieles seguidores.

Robert.

domingo, 14 de marzo de 2010

"Las Despedidas en las Bienvenidas"-


"Entao tá combinado,
é todo somente sexo e amizade.
Nao tem nenhum engano nen mistério,
é todosó brincadeira e verdade.
Podermos ver o mundo juntos,
sermos dois e sermos muitos,
nos sabermos sós sem estarmos sós,
abrirmos a cabeça
para que afinal floreça
o mais que humano em nós ......"

Peninha
(fragmento de "Tá combinado")


Mañana de sábado.
Robert y yo en la cocina, preparando unos "Ajo Puerros al Gratin" para acompañar el almuerzo de hoy.
Sí, disfrutamos cada momento en que estamos juntos.
Mucha charla, muchas bromas, mucha música de Jack Johnson, mucha risa,
- "Alcanzame esto!"
- "Revolveme aquello"
... unos chips de papas, utensilios, luz de sol, la ciudad y el mar allá abajo, y una linda relación entre nosotros dos.
Como mi parte de la tarea debe descansar un rato a fuego lento, aprovecho y, mientras aquel pica unas hierbas, me acerco al computador para darle forma a este Post que hace días tengo en la cabeza.
- "¡Jorge ... que lo que escribas sea bien "para arriba"!"
- "¡Ché, que siempre escribo "para arriba"!".
Sucede que, bueno, para tener conciencia del "arriba", no debe desestimarse la conciencia del "abajo", pues habríamos ingresado a un mundo de total ilusión sin retorno.
En la cocina, habitación que la mayoría de nosotros detestamos, allí, como si fuese un aula , miles de enseñanzas se manifiestan.
Es desde ella que, el cocinero atento y conciente de las energías que mueve, incide en la totalidad, relaciones y personas, que consumirán los alimentospor él manipulados.
Incidirá en sus emociones, en sus pensamientos, en sus vibraciones, en su salud ... así de fundamental es el cocinar para los Seres queridos o, al menos, así debería serlo.
Mis Lectores más asiduos, saben de mi planteo de que, en toda acción cotidiana, por simple que parezca, y sea, subyacen todas las lecciones necesarias y suficientes para pilotear, con idoneidad, las situaciones más comprometidas, y las que más valoramos en nuestra Vida.
Una sartén, un trozo de manteca, un chorro de aceite ... fuego, et voilà! ... inmediatamente aparecieron ante mis ojos, dos personas en el instante mismo de conocerse.
He aprendido que, en cada bienvenida que damos, sea a personas, sentimientos, relaciones, cosas, ropas, modas, intereses, está incluído un Adiós que no podremos evitar.
Sé, también, que nos resistimos a ello.
Que hacemos mil y un ardides para no desprendernos de nada ... ni de nadie ... y que eso no es sano ni saludable.
Manteca y aceite, dos materias grasas, cada una con sus particularidades ... dos individuos, dos personalidades, dos mundos.
Las materias primas anteriormente nombradas, así, tal cual, no sirven a los fines que Robert y yo perseguimos, deben modificarse.
El calor del fuego ayuda a que se amalgamen, a que dejen de ser dos materias diferenciadas para, ahora, en un estado de imposible individualización, ser la base que favorecerá nuestros planes culinarios.
Pongamos por caso que, cuando dos se encuentran, deciden un camino en conjunto.
Aprendí que es harto difícil renunciar a todo lo que hemos logrado con el fin de destacarnos, de ser absolutamente diferenciables del resto, por construir una personalidad, la que sea, pero que nos represente, y aprendí, también, que al dar la bienvenida a alguien a nuestras vidas, algo deberemos resignar de nuestro Yo, para entonces ser Nosotros, si es que tenemos alguna meta, o la Vida la tiene, que nos involucre, a ambos, en cuerpo y alma.
En la mayoría de los casos, lamentablemente, la promesa latente en la bienvenida, se transforma en una lucha cuerpo a cuerpo de caprichos, orgullos, manipulaciones, dominación por fuerza, dominación por pasividad, chantajes, hasta que uno de los dos o explota, o sucumbe.
Puedo entender, pero eso no significa que no luche por modificarlo,, entender la especial estructura de personalidad, del YO, de quien se yergue ganador en esta lid sin sentido.
Puedo, también, desentrañar las particularidades caracteriológicas del que se somete, y algo de esto se puede ver en: "Referencia, Pertenencia, Presencia, y la Ley del Menor Esfuerzo" (etiqueta "Desarrollo Personal").
Aún hoy, y miren que llevo años de caminar, me maravillo de la inmensa tontería de mis hermanos humanos, de intentar, por cualquier medio, anudar y anudarse, a situaciones sin solución, absolutamente carenciantes e insatisfactorias.
¡Somos unas gentes tan al pedo"!.
La Vida es un juego, y como jugadores somos ¡pésimos!.
Renunciar, duele ... no renunciar, duele mucho más.
Renunciaciones concientes y objetivas, que no entregarse a dominación, ¿estamos de acuerdo?.
Me refiero a la dominación que ejercen las propias pasiones, o a las de nuestro compañero de aventura.
Y si no sentimos esa necesidad de fundirnos con el otro, en la medida en que el otro se funde con nosotros, es que ninguno de los dos dio la bienvenida a ninguno de los dos ... simplemente buscábamos un cuadro más que agregar a la decoración de nuestro día a día pero ... de Amar, o intentar el despertar del Amor ... ¡nada!.
Y me estoy refiriendo a cualquier tipo de bienvenida, que no sólo a la de pareja ... que si a esa me refiriese ... ¡quiero mares de ese dolor!.
- "Pero ... ¿y si esto no es duradero?"
- "¡Después de lo que me pasó, no confío en nadie!"
Escuché mil veces la excusa de la "inseguridad".
Es cierto, hay mucha inseguridad, nadie intenta andar entregado como un ciego en brazos de su lazarillo, no, es una entrega, una renuncia alerta, sin desconfianzas, sólo a- ler-ta, para que no nos tomen por sorpresa.
Y dejarse ir a dimensiones compartidas y mejores.
A peldaños diferentes, más amables ... al menos ... mientras dure ... pero, si les parece, eso será en otro Post.




Publicado el día 5 de Abril de 2010
Revisado por R.Méndez

miércoles, 10 de marzo de 2010

"La necesidad de Afecto"-


"..... Quereme,
como la tierra quiere al agua,
quereme
como en el mar esa mañana,
quereme,
que las disculpas se han perdido,
como perdido estoy sin vos,
y tengo frío ....."
Ma.Celina Parrondo
(fragmento de "Quereme").

En el Post: "La necesidad de la Alegría" (etiqueta "desarrollo personal"), les planteaba lo fundamental que es, para todos y cada uno de nosotros, la Alegría en cada día de nuestra Vida.
¿Y qué decir del Afecto?.
Estamos todos maltrechos, lastimados, coartados, sesgados, por su carencia, o por su sobreabundancia. ¡No!, no disientan aún ... vamos a algún ejemplo que nos ilustre y ayude.
Pongamos por caso una mascota, un perrito.
Si no le tratamos con afecto, con cariño, seguramente el bichito crecerá débil, sin la suficiente autoestima o, será esquivo, huraño ... una pena.
Si por el contrario lo sobreprotegemos, resultará posesivo, agresivo, o romperá toda la casa si no le hacemos gusto.
¿Por qué pensar que somos, o reaccionamos, los humanos, de manera diferente ... porque se supone que somos inteligentes?.
¡Cuidado, que la Inteligencia Emocional es otra cosa bien distinta y, a veces, los más "inteligentes", jamás la desarrollan!.
Si desde niños hubiésemos tenido la capacidad de manejar, objetivizar, metabolizar, analizar, nuestras experiencias emocionales, ¡ qué tan diferentes, seguramente, serían tantas realidades!.
Considero que ninguna experiencia de nuestra Vida es negativa, esa semilla la plantó en mí, quien fuera mi Profesora de Historia del Arte , en la Escuela Nacional de Bellas Artes, la Profesora Celina Rolleri ... pero cuánto dolor hemos atravesado ... y algunos de nosotros hemos quedado empantanados en él.
... Y gira y gira el carroussell ...
Insistimos en no aprender de nuestras experiencias, preferimos olvidarlas, negarlas, antes que enfrentar el dolor que subyace en nosotros, y así, fortalecidos por trabajarlo en el mortero de la autosuperación, pasar a las nuevas generaciones, lecciones bien más saludables, y mejores parámetros de construcción del Yo, y de las relaciones consigo mismo, y con los demás.
Somos títeres pusilánimes, juguetes y víctimas conformistas, de los miedos más primarios.
Tememos demostrar afecto ...
Tememos recibir afecto ...
Nos da miedo entregar afecto, porque quizás nos tomen por débiles, o se aprovechen de nosotros, o, mala palabra, nos mostremos como realmente somos.
Sentimos pánico de que nos traten con cariño pues, o piensan que pueden engañarnos con tanta zalamería, o tal vez piensan que no soy bien macho, o me menosprecian y por eso me tratan como a un/a nene/a.
¡Qué manga de tarados que somos!.
Claro, algunos casos ya somos rayanos en la patología, cuando nos hemos convencido de que, de alguna manera, no merecemos el afecto de nadie, y es sólo que no hubo quien nos explicara que merecemos todo el afecto del mundo, que el problema fueron los seres que nos rodearon, con sus limitaciones varias, y sus egoísmos particulares y generosísimos.
Como ustedes bien saben, queridos Amigos Lectores, fui, y sigo siendo, mi propio Texto de estudio.
Veo, reconozco, y analizo en mí, todo lo que luego amplié en mi Consulta, cuando la tuve.
No escribo desde lo recogido de libros escritos por otros, de experiencias, a su vez, de terceras personas, no, no tengo temor de mostrarme, si con eso alguien se beneficia.
Las personas hacemos cualquier cosa por conseguir afecto, literalmente cualquier cosa.
¿A ninguno de los Académicos de turno, que ocupan espacios de opinión y decisión, se le ha ocurrido pensar que en el caso de la explosión de embarazos preadolescentes, pueda estar ínclita la sexualización de la búsqueda del afecto?.
Yo mismo sexualicé esa búsqueda ... y no hace mucho tiempo que tomé conciencia de ello.
Uno, luego cae en cuenta que equivocado, entrega lo que le solicitan, porque cree, sinceramente, que lo que le ofrecen es cariño ... y el afecto, el cariño, el amor ... nunca llega ... generalmente se lo lleva otro que, bien mirado, no vale nada, comparado con uno pero, bueno, las cosas se dan así.
Obvio, es más "culturoso" el divagar política y filosóficamente, llenando espacio, papeles, cuentas bancarias, y calentando asientos, parloteando sobre la realidad cultural de los preadolescentes en zona de riesgo, del desequilibrio social y económico de las familias involucradas, de la imperiosa necesidad de educar al "pueblo" ... pero en efectivo ... ¡nada!.
El problema es, cada vez mayor, y todos nos sentimos tan democráticos, concientizados, comprometidos, y "de avanzada", posturas y pensamientos tan obsoletos, perimidos y rahídos como los años setenta .
¿Alguno de ustedes recuerda a Gilbert Bècaud y su canción "L'important c'est la Rose"? ... pues sí, así de simple son las cosas.
Como todo en la Vida, simple, sencillo, sin complicaciones, como todos los Temas fundamentales de la Vida , este también lo es... son sólo niños que buscaron un poco de cariño en el lugar no apropiado.
¿Aún estamos vivos? ...
¿Aún estamos en este Mundo? ...
Para algo positivo es, y todavía nos queda tiempo para llevarlo a cabo.
Aprendamos y enseñemos a amar, a dar y recibir amor.
Verán que no hace mal, que no denigra, es más, ¡embellece!.
Seremos una Nueva Humanidad, en una Nueva Era, en una Nueva Tierra.
No es cuestión de creer ... es cuestión de comprobarlo.
Hacerlo, o comenzar a hacerlo, no es tan fácil ... lo sé.
El Afecto se revela en el Respeto, en el más profundo Respeto por el otro, por su circunstancia, por sus opciones.
¿Se logra?.
Sí, es un arduo trabajo contra miles de años de deformaciones culturales , de culpas inventadas e impuestas por algunas religiones totalitarias e imperialistas, pero se logra; luego viene el cuidado de no atravesar la delgadísima línea que separa al Afecto, de la sobreprotección, la dominación, la manipulación ... pero eso ... será otra historia.




Publicado el día Martes 23 de Marzo de 2010
Revisado por R.Méndez

jueves, 4 de marzo de 2010

"Réplicas del Sismo"


"..... It's glad to live at least and I agree
e seems so pleased at least
and it's so good to live in peace and
Sunday, Monday, years and I agree
While my eyes,
Go looking for flying soucers in the sky ..."

(fragmento de "London de Cibelle").

Es el caso que un suceso definitivo, llegó a la experiencia vital de un Amigo mío.
Sí, visto y dicho así, es algo de todos los días.
Es algo esperado ... aunque inesperado, y nunca deseado.
¿Pero acaso es sólo eso?.
¿Acaso todo es tan aséptico así?.
¡No lo creo!.
Le aconteció a él, a nosotros, a Ustedes, a la Humanidad toda, al Universo, al Cosmos, también le sucedió a Dios.
Si nos gustan, las cosas son como son.
Si no nos gustan, las cosas son como son.
Sí, claro, la Vida sigue, pero también puedo, y elijo, correr por carriles diferentes a los habituales, a los del miedo, el egoísmo, el de los mecanismos de defensa, y opto por esto tan extraño que estoy sintiendo, esta unidad como si, que de hecho es lo que pregonan las doctrinas filosóficas y religiosas desde siempre, como sí, decía, viviese la "Unicidad", el ser un "Todo" con el Universo, con el Cosmos, con la Creación toda, en definitiva, con Dios.
Cada cosa que sucede, a cada uno de nosotros, nos atañe y modifica, y modifica nuestro mundo ... y así en adelante.
Siento un cierto temor ante esta experiencia.
Ya antes tuvo lugar en mi Vida, pero fueron ocasiones de goce del Espíritu.
Ahora, no.
Tengo miedo ... aunque siento una Paz infinita.
El Todo, sigue siendo el mismo, pues la "totalidad" lo será siempre, pero nuestro día a día, olvidados de la "Unicidad", necesita encontrar nuevos "surgentes" que equilibren nuevamente nuestro Eje.
Ya en la Saga "Viaje de una larga noche hacia el Mediodía", (etiqueta Salud y Solidaridad), escribí: "... lo que le pasa al otro, sacude los cimientos de nuestra propia inseguridad".
Debido a tales "reflejos", la mayoría de nosotros, decide
mirar hacia otro lado ... ignorar ... encapsularse.
El Macro continúa equilibrado, aunque modificado.
Nuestro Micro personal, para continuar, necesariamente necesita encontrar su equilibrio, encontrar cuáles las modificaciones inherentes, y acomodarse a ellas.
¡Que no intente nadie argumentar que las cosas solas se arreglarán!, pues es la peor de las falacias, y el sumum de la hipocresía.
Hoy todo mi entorno, sentimientos, relaciones, valores, yo mismo, están siendo objeto de análisis profundo.
Mucho dolor ... mucho.
Mucha incertidumbre ... demasiada.
Que mi memoria registre, es la segunda vez que un sismo de tal magnitud destroza mis construcciones.
La primera oportunidad fue, en esencia, absolutamente personal y particular.
Esta vez, la causa son las "réplicas" de un suceso ajeno.
Tal vez esta ocasión no conlleve la caída de mis "edificios" ... sólo" tal vez".
Inspecciono palmo a palmo, los cimientos de mi actual realidad, y los materiales que empleé para fundarlos ... fueron los materiales que tuve a mano, que pude conseguir, y trabajé con las herramientas que supe manejar ... y como las supe manejar.
Noto fallas, noto grietas ...
No son, lo sé, paredes y techos perfectos ... tal vez, ni siquiera los que hubiese querido levantar ... pero he hecho lo que he podido, y quizás, hayan servido de reparo a algún peregrino en busca de abrigo ...
Quizás dejé crecer demasiado las enredaderas, y el entramado de sus zarcillos cubrió el espacio que debían ocupar los muros ... y permití hacer, deleitándome a su fresca sombra...
Miro a mi alrededor, y no sé qué es lo que veo ...
No sé quién es quién ...
No entiendo qué es cada quién, ni por qué lo es ...
La representación gráfica de mi signo astrológico occidental, me define; mi nombre revela qué decidí venir a hacer a este mundo; mi Arquetipo Maya lo reafirmó; mi Santo lo suscribió, y Dios lo rubricó ... yo estoy cansado y desanimado.
En estos momentos, no sé quién soy, a dónde voy, ni para qué voy ...
Una vez más me pongo en las Manos de la Voluntad del Todo ... una vez más.
No me es ajeno el hecho de que, si no resuelvo rápidamente, y acertadamente, estas cuestiones, mi Espíritu, mi Organismo, mi emoción, y mi sensibilidad, sucumbirán.

No anida en mi, el menor atisbo de simpatía por la "victimización", y en eso, no dudo: si la cuestión es matar o morir ... ¡mato!.
Hoy es el día en que, como tantas veces a lo largo y ancho de mi Vida, necesito el auxilio de un Superhéroe ...
Hoy es el día en que, como tantas veces a lo largo y ancho de mi Vida, confirmo que sólo me tengo a mi.



Publicado el día Jueves 11 de Marzo de 2010


martes, 23 de febrero de 2010

"Dios no puede ser tan severo ..."-

El día 02 de Febrero de este año, mi Amigo Néber se sintió mal.
Cansancio, fatiga, falta de apetito.
Él es Médico, supuso era el hígado, y concurrió a consulta para hacerse análisis.
Otro amigo,Wilson, que pasaba frente a la "Española", lo cruzó cuando aquel salía de hacerse unas radiografías..
- "Jorge ... lo ví muy mal ... no sabés la expresión que traía".
- "¿Triste?".
- "Derrotado".
--------------------------------------------------
Amigo de mi amigo José Luis, un acuariano loco como yo divertido, con quien inmediatamente congeniamos y vivimos la noche de los '70's, y algunas escapadas a Piriápolis y Punta del Este, en nuestras motocicletas, este nos presentó en el '74 ó '75.
La relación con Néber fue mucho más cercana que la mantenida con José Luis.
Eran los tiempos de "Don Quién", "New York City Discotheque", "el Ocean Place", "El Vitral", la parrillada "Haití", "18" a la noche.
En la década de los 80's, publicábamos sendas Revistas y, desde sus páginas, nos lanzábamos mutuos misiles llenos de ironía, buen humor, y crítica.
Alto, delgado, castaño, siempre de buen humor, siempre "para arriba", ávido de la Vida, organizador de encuentros, festejos, nada tonto, ese es mi Amigo Néber.
--------------------------------------------------
Le entregaron, unos días después, el resultado de los análisis ... devastador.
Un buen amigo suyo desde 1990, Roberto, con quien mantuve una estrecha amistad en los 70's, y que las ocupaciones laborales de cada uno de nosotros hizo que se abriera una brecha, larga y ancha brecha de no frecuentarnos, dio la noticia:
- "Tumor primario en los riñones, metástasis en el hígado, y posible derivación ósea ... fiebre, anemia ... debe hacerse un centellograma".
Y este fue rotundo:
- "Expectativa de vida ... cero".
--------------------------------------------------
Por fortuna, nunca me enteré del mío, pero él era muy creativo y gracioso para poner motes.
Así, en el grupo aparecieron: "Mandíbulas", "Cien gramos", "Los Cangrejos", "Malena", "La Sombra","La Tía Chela", "Tarocco", "Penélope" ... innumerables.
Nadie se ofendió, salvo algunas chicas, que fueron a pedirle explicaciones, que resultaron ser más ingeniosas que el mote en cuestión, y otra que lo buscaba por las discotecas para darle "una buena trompada".
Esa promesa, nunca se cumplió, y no porque Analía no gustase de arreglar las cosas a los golpes.
--------------------------------------------------
En la Sociedad Médica, lo mantienen bastante sedado, con transfusiones, y bastante "pastillaje".
Roberto, su amigo, consideró que mejor sería que Néber no conociera el resultado del centellograma, y la familia concordó.
Así, él aún espera que vengan a buscarlo para la cirugía que, en principio, le habían planteado.
Mi Amigo Néber nos está dejando.
--------------------------------------------------
La última vez que nos vimos fue en el '91.
Unos años antes, creo que en el '87, alguna actitud me desagradó, y tomé distancia.
Sin enojo, sin rencor, tan sólo bajé mi cortina, y seguí mi vida.
Esa noche estábamos con mi pareja de ese momento en una discoteca, y a mí me gusta el centro de la pista.
En uno de los pasos del baile, al girar la cabeza, mi mirada se cruza con la de él.
Desde su Corazón, su generosidad, y su absoluta carencia de capacidad de guardar rencor, inició un movimiento de saludo cordial.
Yo, desde mi pequeñez, con cara de póker, continué el paso.
No lo ví más.
Wilson, en el 2006, le comentó, creyendo que él lo sabía, de mi accidente del 2003 en los ojos, y lo que yo estaba transitando.
- "No tenía idea ...Coca nunca me comentó nada ... fijate que uno podría dar una mano, una orientación ...".
-"Maldita discresión mal entendida", fue la respuesta de Wilson.
Mi intención, al saber su reacción, fue la de llamarle y agradecerle.
Existen razones de peso, "cuando a otro veas ganar, a estorbarle no te metas", para preferir mantener la distancia.
Es que Uruguay es tan pequeño, y Montevideo es mínima.
En mi caso particular, que viví muchísimo, conozco los "expedientes" de tantísima gente, y eso, en esta ocasión, jugó en contra.
--------------------------------------------------
Cuando supo que debía quedar internado, llamó a un Escribano, y redactó Testamento.
Lo que a sus espaldas ocurre hoy en día, me hace recordar cierta escena de "Zorba el griego" ... lamentable.
Cada día se aleja más de nosotros.
Duerme mucho, alucina ... se está yendo.
--------------------------------------------------
Néber, mi Amigo Néber, se está yendo.
Y yo estoy tremendamente afectado, tanto, que jamás pensé llegar a sentir lo que estoy sintiendo. Ya se han ido otros amigos o conocidos, mas siento que esta vez, una parte fundamental de mi experiencia de Vida, se va con él.
Hace unos meses, Walter, amigo de los '80's, que en ese tiempo se radicó en España, me contactó vía internet.
Me envió dos fotos que aún conserva: en una, él y yo ... en la otra, Néber y nosotros dos.
Fue una tarde de verano, íbamos a la casa de Néber en La Floresta, .
¿Qué significado puede tener en el futuro, revivir tantas experiencias, si ya no estará el deuteronista y aglutinante de todos nosotros?.
¿Y por qué justamente Néber, y tan sin aviso? ... ¡y aún no tenemos edad como para irnos!.
- "¿Cuál es la edad cierta? ... ¿trampas al "Solitario", Jorge?", resuena una voz en mi interior.
Hablo, rezo, decreto, lo que quieran llamarle, con/a Dios, los Ángeles Guardianes, las Potestades Espirituales, lo que sea que sean, para que lo protejan, para que, al menos, no sufra.
Hoy, 28 de Febrero, no pude soportar más.
Llamé a Wilson y, quebrado de emoción, le pedí trasmitiera a Néber: que lo quiero muchísimo, que siempre lo sigo considerando mi Amigo, que me duele mucho lo que le pasa.
A las 15:15, suena mi celular.
- "Hola Jorge, soy Willson, esperá que te quieren saludar"
- "Hola, soy Néber ..."
Allá, a lo lejos, un atisbo del tono de su voz de siempre.
Recordó que nunca nos habíamos peleado, que él siempre me quiso y me consideró su Amigo, que cada ocasión que se reunía con gente que él sabía que tenía contacto conmigo, me mandaba un beso, que no me pusiera mal por el, porque eso no me hacía bien, y que nuestro alejamiento se debió a "cosas de la Vida".
Lamentablemente su saludo nunca me fué entregado, de allí, que yo asumiese que no le interesaba el reencontrarnos.
Sé que este mundo es "justo" ... sin embargo viseralmente me nace "¡que injusticia!", en un alarido.
¡Qué ganas de arrancarlo de esa cama!.
¡Qué rebeldía y necesidad imperiosa de corregir la plana de Dios!.
pocos dias antes de entrar en el estado de seminconsciencia le dijo a Wilson:
- "Dios no puede ser tan severo ... yo no fuí tan malo"

- Domingo 07 de Marzo de 2010, mi Amigo Neber, el Doctor Neeber Rodíguez Díaz, sin haber padecido dolores, nació a un Mundo mejor.

domingo, 14 de febrero de 2010

"The clockwork Human Beem"-


".... O meu Amor
Tem un jeito manso que é só séu,
que rouba meus sentidos,
viola meus ouvidos
contando secretos lindos e indecentes,
e depois brinca comigo,
ri do meu umbigo, e me crava os dentes.
---------------------------
O meu Amor
tem um jeito manso que é só séu,
de me deixar maluca, quando me roça a nuca,
quasi me machuca com a barba mal feita,
e de pousar as coxas entre a minhas coxas
quando ele se deita.....".

Chico Buarque.
(Fragmento de "O meu Amor").

Jajajajajá!
Robert está como paralizado, con los ojos abiertos como un dos de Oros, mudo y mirándome fijamente ...
¡Jajajajajá!.
Ya estoy acostumbrado a estas reacciones en mis interlocutores, cada vez que expongo mis ideas más simples.
¡No creo ser tan subversivo!, sí sé que digo como natural y cotidiano, lo que nadie se atreve, ni siquiera, intentar revisar.
Es el caso que, leyendo un artículo de la NASA, sobre los estudios e investigaciones que se están llevando a cabo con el fin de enviar seres humanos a una prolongada estadía en el espacio, referían las "sesudas elucubraciones" de científicos, la mayoría, me la juego, anorgásmicos, ante la posibilidad de la actividad sexual humana en condiciones de aislamiento, espacio reducido, y gravedad "0".
Me hicieron recordar al método "Ludovico", aquel al que se sometía al protagonista del film "The clockwork orange", que reducía a la persona a un status de "máquina programable".
En las investigaciones y planes referidos, vienen considerando al Ser Humano, como simples objetos mecánicos, sin prestar atención a que de personas se trata, y gastando cientos de millones de dólares al "santo botón", por decirlo de una manera no ofensiva.
Claro, todo producto y reflejo de la sociedad que hemos construído, y del sentimiento y comunicación que hemos olvidado.
Enormes cantidades de tinta y papel, y de dinero, despilfarradas en argumentaciones, ensayos, bocetos, imaginando, y diseñando, el lugar ideal para que una pareja humana se excite y tenga actividad sexual en el Espacio.
¡Lo que dije, no tienen en cuenta que, el sexo, la actividad sexual, es otra de las formas, la mas íntima, de la comunicación entre dos seres!.
En realidad, no creo que lo hayan olvidado, ¡no lo saben!, su mundo se reduce a chips, microcircuitos, conferencias, entrevistas, diplomas, seminarios, toma de antiácidos, algún encuentro íntimo rápidamente resuelto en los segundos robados a las investigaciones ... ¡puajj!.
Sin embargo, no se les puede responsabilizar, ya que nosotros, en menor grado, somos idénticos.
Basta con escuchar a los Sexólogos, y su retahíla de consejos.
Que una cena a la luz de las velas, que un vino tinto, que mariscos, que flores, que velas perfumadas, que ropa interior erotizante, música envolvente ... ¡cuánto trabajo!, me extrañaría que luego de todas esas preocupaciones, la pareja esté relajada, de buen humor, y aún tengan ganas de un encuentro.
¡Qué me van a hablar de mejor afrodisíaco que el perfume de la piel, la intensidad de la mirada, la proximidad del cuerpo, el tono y el volumen de la vos, el tener algo que decirle y escuchar de la persona amada!.
¡El momento será cualquiera, y el lugar ... el que se dé!.
Al haber extraviado en el camino el sentimiento y la comunicación, es que aparecen los hoteles con suites especiales, a cual más imaginativa y cursi, a los efectos de encender la fantasía y despertar el deseo.
Y proliferan los Sexual Toys, los filmes porno ... una extensa lista de accesorios innecesarios.
Dos que se aman, y que tienen algo que "decirse", así sea en un descampado, tienen todo lo necesario.
Obvio, del Almacén de la esquina, pasamos al "Minimarket", luego al "Supermarket", mas tarde al "Hipermarket", el "Hipercentro" ...
Hemos ido, ¿avanzado?, desde la "cocotte" de metal, la hornalla, y mucho tiempo de amor, cuidado, y cocción, al polvo deshidratado, al molde de siliconas, el microondas, el minuto con treinta segundos ... ¡y comé rápido que tengo que salir!.
En esta estúpida carrera por llegar a ninguna parte, exigimos que todo sea rápido, y que salga bien.
Confundimos la explosión hormonal, con el Amor, y al parloteo, con la comunicación.
Algún tiempo después:
- "¿Qué hago al lado de esta hija de la tal por cual?"
- "¿Por qué pierdo el tiempo al lado de este pelot...?"
Y lo que sigue es historia harto conocida.
Tal vez mis Lectores habituales, recuerden "¡Ay ... cómo me duele quererte como te quiero!", (etiqueta Relaciones Interpersonales), donde planteo las que considero condiciones básicas para el encuentro sentimental.
También en ese Post, dije que nunca iba a hablar sobre sexo ... jamás aprenderé a cerrar la boca.
Creo, que por mejor que los científicos y los técnicos imaginen, dibujen firuletes en el aire con el pincel de su acreditaciones académicas, no obtendrán ningún resultado ... o sí, estudiarán los resultados que arrojó una maniobra mecánica, forzada, aséptica, distante, plena de insatisfacciónes.
¡Qué dinero, tiempo, y talento, tan bien gastados!.
Supongo que los nuevos Visitantes a mi Blog, se estarán preguntando:
- "¿Y este qué sabe?, ¿acaso es sexólogo?, ¿qué autoridad tiene, y por qué habla siempre de sí mismo?".
Les responderé:
- "Soy sólo Jorge, si alguna Acreditación tengo, la obtuve luego de haber experimentado la Vida en profundidad, y sólo fue un respaldo "pour la galerie", para callar los posibles, y mediocres, descuentos, no soy sexólogo, pero viví el Sexo ampliamente, con los ojos, el entendimiento, la conciencia, la sensibilidad, todo, atentos, y hablo siempre desde mi experiencia, porque soy el Texto en el que estudié".
Volviendo al tema, ¿cómo pretender analizar, programar, sacar leyes sobre el comportamiento de lo "intangible"?.
¿Acaso tendrán razón los especialistas en la Evolución de la especie humana que pregonan que el futuro es un ser mitad biológico, mitad cibernético?.
¿Seremos como los "Borg" de la serie Viaje a las Estrellas?.
¿Será que realmente estamos dispuestos a aceptarlo y permitirlo?.
Ojalá reaccionemos a tiempo y en conjunto, y demos a toda esta locura el mismo final que Stanley Kubrick dio al film que anteriormente cité ...¡ojalá!.




Publicado el día Martes 16 de Marzo de 2010

Revisado por R.Méndez

martes, 9 de febrero de 2010

"Nostradamus 2012"-


"We're leaving together,
But still it's farewell
And maybe we'll come back,
To earth, who can tell?
I guess there is no one to blame
We're leaving ground
Will things ever be the same again?
It's the final countdown ... "

Europe
(Fragmento de "The final countdown")


- "¿Qué traés en la mano?", le pregunté a Robert, después de saludarnos.
- "Las invitaciones para una Conferencia sobre Nostradamus ... ¿valdrá la pena?".
La única manera que conozco de responder a una cuestión así, es a través de la propia experiencia, antes, no puedo tener opinión y, como el tema parece interesante, allá nos largamos.
Sí, fue un evento audiovisual atrapante, con muchísima información, pesquisas de estudiosos del tema, europeos la mayoría, indagaciones sobre los significados de las Centurias y las Cuartetas, sus posibles conexiones con lo Maya, lo bíblico, profecías de alguna Tribu aborigen de Norteamérica, no recuerdo cual, ... lo que dije, cautivador, pero, para mi personal opinión, obvio.
El centro de atención estaba focalizado en la profetizada llegada del "tercer anticristo", y el estudio de las señales que anunciarán la misma.
Digo yo: ¿los Técnicos, los Académicos ... ¿no han aprendido nada?, ¿continúan mirándose el ombligo, igual que cuando diseñaron la nave para el primer vuelo espacial tripulado norteamericano, y olvidaron un cubículo sanitario, o lo que fuese que lo supliese, y ya sabemos donde debió "deponer" el astronauta ...?.
¿Acaso son como el especialista médico que, queriendo mejorar el padecimiento pulmonar de su paciente, con las medicinas recetadas le hace pelota el corazón, el hígado, los riñones, y sin embargo se dice a sí mismo: "¡qué maravilla que soy, logré sacarlo adelante!"?.
Se están olvidando, y a estas alturas no sé si no a propósito, ¿paranoia, Jorge?, de que "el Sur también existe".
Michel de Nôtredame ni llegó a imaginar, en su real dimensión, la tan mentada y cotidiana, globalización.
¿América? ... sí, un territorio por allá lejos, por los quintos infiernos.
Ni tampoco soñó la estrechez mental y la incapacidad de observación, de los eruditos de hoy en día.
Han repasado milímetro a milímetro, el hemisferio norte, buscando las señales descritas y tal vez, los indicios que procuran, estén en estas tierras sureñas.
Según Nostradamus, antes del anticristo, siete precursores vendrán.
Yo los veo ... ¿también alguno de ustedes, lectores?.
No vayan a creer, pues ni yo mismo lo creo, que lo tengo todo "clarísimo".
Ya les he comentado que soy raro y, aquí, una de mis "rarezas": la mirada global, el entendimiento amplio y profundo de la realidad y circunstancias del otro, la decodificación de señales de su entorno, etc, no los tengo para mí.
Sí, en lo que me concierne, veo y entiendo las cosas de una manera literal.
Un funcionamiento que puede definirse como cierto grado de autismo que, si bien no me ayuda en mi personal día a día, sí lo ha hecho para mi consulta y para asistir a mis Clientes.
También, justo es reconocerlo, esta "rareza", me ha salvado en diversas oportunidades, Dios bien lo sabe, de "meter la pata" en profundidades abismales.
Es así que no comprendo la insenzatez de los entendidos en el estudio de ciertos temas.
Buscan la figura del "falso profeta", y la del "anticristo", en personas absolutamente identificadas, y obvian la posibilidad de que dichos personajes sean encarnados por "conceptos", por herramientas del mundo actual, y muy cotidianas, por vicios, actitudes, políticas de Estado, o tal vez, por organismos internacionales.
Si la Biblia y Nostradamus indican que el falso profeta utilizará el aire para anunciar la llegada del anticristo, ¿por qué suponer que gente de aquella remota época, imaginaría las transmisiones electrónicas de la internet?.
¿E internet, que contiene en sí lo que hay de bueno, y de lo otro, que puede ser usada como herramienta o como arma, en este momento crucial del género humano, no será que facilita, aún sin ser su propósito y cometido(declarado), la alienación, la violencia, la soledad, el aislamiento, los peores vicios, todo ello debido al lamentable degradamiento de la condición humana?.
¿Y todos los "paraísos artificiales" (merci bien Baudelaire), la droga, el sexo explícito y comercial, las peores parafilias que alimentan la idea de una satisfacción que nunca se alcanza, no serán sus promesas?.
Hundiendo más el bisturí, si recordamos los Tres Secretos de Fátima, en uno de ellos la Santísima Virgen María afirmaba que:
- "... si la humanidad no se arrepiente, los errores de Rusia se extenderán por el mundo entero ...".
¿Consideran "el mundo" sólo a Europa y Norteamérica?.
Aquellas ideas que ya han fracasado rotundamente, sobreviven en Sudamérica, encarnadas en algunos personajes grotescos, patéticos, payasescos, que hoy en día detentan el liderazgo de los gobiernos de Países de la región.
Naturalmente, rémoras enquistadas de aquellas ideas perimidas, también hoy subsisten en el resto del mundo ... y nadie asegura que no tengan planes.
Sí, es posible que el "cerebro" de esta realidad, esté o provenga, de Asia, Europa, y que existan compromisos asumidos para luego de la "dominación" ideológica.
¿Serán estos tristes personajes, sus "antecesores", preparando a la masa con el fin de que, una vez llegado el tiempo propicio, cuando ya la conciencia de los pueblos adormecida por el facilismo, en el sopor de la militancia a ultranza y sin cuestionamientos, acepte como naturales, beneficiosos, salvadores y como destino obvio de la globalización, entendimientos políticos, pacifistas, económicos, territoriales, y no perciban lo negativo de tal situación?.
Pude contar siete prospectos de "antecesores", uno de ellos, cómico sin gracia, sicópata afectado por un evidente mesianismo, intenta involucrar a todos los demás, en una nueva conflagración quasi mundial, que nadie en su sano juicio, desea.
Los expertos charlan y parlotean sin cesar .
Charlan y parlotean sin cesar, y sin jugársela, sólo lo suficiente como para no salir de la palestra, sin asumir compromisos con la realidad, sólo dando una "aguada" de un ya levísimo color de certidumbres apenas esbozadas.(Ver "2012, odisea del planeta Tierra" etiqueta 2012)
Bien, si los "que saben" priorizan sus intereses personales y mezquinos, al interés superior de alertar a la Humanidad, a nosotros, los legos, nos cabe el estar atentos e intentar desentrañar el significado de los síntomas que nuestro Planeta y nuestra Humanidad están padeciendo y, sea o no sea que suceda algo especial en el tan mentado 2012, logremos, eso sí con seguridad, mejorar la calidad del mundo y de la absoluta variedad, y diversidad, biológica que existe, de la que somos una ínfima parte.
No todo está perdido, ni está jugada la última baraja.
¡Aún nosotros estamos aquí! ... y por algo es.



Publicado el día Martes 02 de marzo de 2010.
Corregido por R.Méndez

domingo, 7 de febrero de 2010

"Referencia- Pertenencia- Presencia ... y la Ley del Menor Esfuerzo"-


"Yo
soy lo que soy,
mi creación,
y mi destino.
Quiero que me des
tu aprobación, o tu olvido.
------------------------------------
Tenemos una sola Vida sin retorno,
¿por qué no ser como realmente somos?
------------------------------------
No quiero fingir,
no voy a mentir,
la vergüenza real
es no poder gritar:
¡Yo Soy Lo Que Soy!.
....."
(Fragmento de: "Yo Soy Lo Que Soy")

Robert y yo, salimos de shopping.
Él quiere comprarse una fragancia exquisita que le sienta genial, y con la que se identifica, y yo veré alguna ropa bien informal.
Como no puedo, ni quiero poder con mi condición, mientras hacíamos la nuestra, mi percepción, el "otro Jorge", whatever, saca apuntes, conclusiones, reflexiona, encuentra respuestas a, de, y sobre lo que sucede a nuestro alrededor.
Escuchando y viendo lo que las personas preguntan, comentan, y/o eligen, noto tremendos desfasajes entre lo que son, el nivel económico-cultural al que pertenecen, y la imagen que de sí mismos poseen, la imagen que para los otros realmente tienen, y aquella que desean proyectar.
Supongo(*) que a veces Robert desearía coserme la boca con alambre ... o tal vez no.
Sólo sé que, a partir del día de ayer, ni él ni yo, podremos encontrar que alguien está mal vestido, que "no es elegante", o que no posee "glamour".
En realidad, este último se extinguió luego de la desaparición física de la Actriz Audrey Hepburn.
Lamentablemente sólo llegué a vivir el final de su carrera cinematográfica, no toda recordable.
Tengo presente la última foto que se publicó, y ví, de la Diva.
Se había dedicado a proteger a la Niñez en estado de pobreza extrema.
La toma la mostraba en alguna población de África, acuclillada junto a un niño pequeño, demacrada ya por la enfermedad terminal que padecía, vistiendo sólo unas sandalias comunes, un pantalón marrón, un sweater del mismo tono, el cabello recojido, cero maquillaje ... y su actitud serenísima, mirando la cámara con aquellos ojos de gacela, y transmitiendo una paz y seguridad absolutas.
Una mujer para amar ... ¿qué para amar?, para adorar!.
Ya la "elegancia" es otra cosa.
Cualquiera puede ser tildado de elegante, desde que proyecte una imagen armoniosa.
¿Ejemplos?... ¡millones!.
Ya no podré calificar a alguien como de "mal vestido", decía, pues ahora entiendo que esa persona, al elegir la ropa que se pondría, responde a sus referentes, al
grupo de pertenencia en el cual, consciente o inconscientemente, se incluye, a la presencia que porta ... y a la Ley del Menor Esfuerzo.
Conveníamos con Robert, que hasta para ser "extravagante", es necesario tener en cuenta ciertas condiciones:
- poseer, o proyectar, el ser adinerado, y comportarse como tal,
- tener una amplísima cultura, y hacer uso de ella,
- llevar la Vida con la mente abierta, sin preconceptos y con actitud.
Porque al adinerado, desprejuiciado, y con actitud, se le perdona todo, hasta resulta simpática su postura.
Al otro se le califica de mamarracho ... y se le segrega.
Entrando de lleno en la propuesta del título de este Post, vamos a reflexionar un poco sobre el tema.
Mejor aún si, al irlo leyendo, recordamos ocasiones en que se han dado, en otros o en nosotros, lo que aquí se plantea, y luego tratemos de encontrar cuáles los resortes que, en cada caso particular, se han disparado.
- REFERENCIA-
Todos tenemos referentes, algunos obligados, otros, elegidos por propia decisión consciente, o inconsciente.
No me refiero al Esquema Referencial básico pues, ese, comparte líneas con el Grupo de Pertenencia.
Me refiero a las personas que "escuchamos", respetamos, admiramos, o rechazamos.
Las que nos educan, y los preceptos y conceptos que graban en nosotros.
Algunos individuos poseen, de natural, la capacidad de objetivizar y cuestionar sus referentes.
Otros por desidia, inercia, por falta de iniciativa, por baja autestima, por pereza, hacen abuso del no mirar hacia los lados, y ver que existe otro mundo que el que les han presentado.
No sé si mejor o peor, sí diferente y, tal vez, más rico, más interesante.
- PERTENENCIA-
He conocido gentes que se comportan como "bibelots": donde los ponen, se quedan.
También he sabido de las que deciden que su "pertenencia" está en otro lugar que no el que ocupan ... ¿las ovejas negras? ... ¿los desclasados?.
Sufren, y hacen sufrir, desde que no decidan cortar lazos o cordones, con el mundo que les circunda, y entren de lleno en el que sienten como propio.
¿Motivos para mantenerse en la "interfase"? ... miles.
¿Excusas? ... millones.
¿Realidad? ... el facilismo, la conveniencia, la inseguridad, la autoindulgencia, y la autopunición.
- PRESENCIA-
No todos tenemos la suerte, que algunos privilegiados poseen, de tener y proyectar lo que realmente somos.
Pero se puede adquirir a través de la Actitud.
En mi caso, soy consciente, no todos los que me han tratado, así sea en profundidad y por muchos años, "conocieron" la "totalidad" que realmente soy.
El único que realmente la percibió, es el Maestro Miguel Villasboas, músico insigne de mi País, y con el que nos unió mutua admiración y amistad.
Un día iba yo a su encuentro por la Rambla Presidente Wilson.
Al llegar a su lado me dijo:
- "Jorginho, das una imagen tan frívola, y sin embargo eres tan profundo ...".
Sí, creo que la mayoría de nosotros, al interactuar, no ponemos en juego toda nuestra sensibilidad y generosidad, y nos comportamos con el otro, como si el fuese el mostrador de una heladería: repasamos su oferta de sabores, opciones, y nos quedamos con aquel que más apetecemos, ignorando los demás ... y eso en el mejor de los casos.
Claro es que, para saber qué imagen, que presencia queremos mostrar, debemos, primero, ser despiadados con nosotros mismos, mirarnos al espejo sin compasión, sin medias luces.
Si lo observamos, en todas nuestras opciones están presentes los anteriores tres temas.
Están en la elección de la ropa que vestimos, los zapatos que calzamos, los lugares que visitamos, la casa en que vivimos, el lenguaje que usamos, los ademanes, en fin, en todo.
Es muy interesante el modo en que opcionamos, sujetándonos, justamente, a los referentes de los que decimos querer despegar.
Alguien me comentó algo sobre un conocido o amigo suyo, no recuerdo.
El hombre en cuestión, en la treintena, trabaja como asistente en un domicilio particular.
Debido a su horario de funciones, los dueños de casa le sirven almuerzo.
- "¡Comí como un animal!", fue su comentario.
Sentí pena por ambos.
Por el protagonista, y por el que me lo refirió.
Por uno, por vivir la Vida de una forma "ventajera", "garronera", más preocupado por el provecho "ratero" y abusivo, que por la satisfacción de un trabajo bien realizado, y sin pensar, en su mediocridad aceptada, que los dueños de casa seguramente podrán prescindir de sus servicios y seguirán siendo los mismos, en cambio él ...
Por el otro, por haberlo contado como quien relata una hazaña, y por no haber huído, ya, de tales vínculos con tales personajes.
Me dolía, ya no, cuando alguien, queriendo salir de la oscuridad de su mundo, por inercia o pereza mental, adopta un grupo que, para otro sí puede significar un "salto cualitativo", pero para el es la continuidad en la mediocridad.
En algún momento comprendí que el ser generoso no sólo consiste en "dar", sino que es, también, el respetar las opciones ajenas, aunque nos parezcan totalmente inadecuadas.
Y lo es también, el dejar que haga solo su camino, su experiencia, sin tratar de mantenernos a su lado con el propósito de mitigar sus dolores, o disfrutar a regañadientes, de sus logros.
- LA LEY DEL MENOR ESFUERZO-
No merecemos nada, ni siquiera la Vida, y esta será el único regalo que se nos dé.
Lo demás ... todo ... tenemos que pagarlo, trabajarlo, ganarlo.
La mayoría, el 98 por ciento de la humanidad, nos sentamos a esperar que las cosas, cuales fueren, provengan de otro lado que no de nuestro propio esfuerzo.
Esfuerzo por educarnos, por pulirnos, por modificarnos en nuestras aristas más pronunciadas, en fin, en todo lo que conlleve nuestra sana ambición.
No hay quien me obligue a compartir una comida con persona alguna que coma con la boca abierta, eructe, tenga mal olor, o no sepa comportarse en la mesa.
Eugenia, la Sra.hija del fallecido Conde de Chikoff, Profesora de Urbanidad, Ceremonial, y Protocolo, solía decir:
- "No importa qué créditos Académicos, Apellidos, Cargos de relevancia, tenga una persona, si no sabe comportarse en la mesa, no merece ningún respeto".
Le decía a Robert, que no temo ser tachado de "clasista", ¿porqué habría de temerlo, si la sociedad mundial toda, está estratificada?.
Sucede que somos hipócritas.
Que nos esforzamos más en ser política, social, y culturalmente correctos, a reconocer que las cosas "cuestan", y que el no "pagar" por ellas, conlleva punición.
En definitiva, que hoy es El Día para unos quitarnos las máscaras (ver "Las máscaras ....", bajo la etiqueta: Desarrollo Personal ), y de otros quitarnos tantos miedos, estigmas, sumisión, etc, de encima.
No sea que, como dice mi amigo Wilson, un día te pares y mires hacia atrás para ver qué has hecho de tu vida, y te veas a ti mismo de espaldas, y mirando hacia atrás.
(*)- Según Robert hago mal en "suponerlo", por el contrario, debería estar "seguro".




Publicado el Martes 23 de Febrero de 2010
Corregido por R.Méndez


domingo, 31 de enero de 2010

"El Narciso Inverso"-



".....
the winner takes it all,
the looser standing small
beside the victory
That's his destiny.
....."
Benny y Björn(ABBA)
(fragmento de "The winner takes it all")


Pocas satisfacciones en la vida son comparables a la que se siente cuando alguien, en proceso de "despertar"", hace catarsis frente a nosotros.
Momento de satisfacción, y de profunda responsabilidad.
Cualquier gesto, cualquier palabra, mirada, puede sofocar la erupción del volcán o, peor, puede llegar a ser decodificado como una invitación a la dependencia o a la manipulación emocional.
Cierta vez charlábamos con mi Amigo Wilson, sobre el peso determinante que, la Autoestima, tiene en el accionar y el futuro de las personas.
Me gusta y me sirve charlar con Wilson.
Lo conozco, y él me conoce.
Pensamos semejante ... y actuamos diferente.
Él es absolutamente diplomático ... y yo, aunque pragmático y frío, absolutamente inesperado en mis reacciones.
La cuestión es el cúmulo de "descuentos" (concepto gestáltico), que todos hemos sufrido y que, a veces, cargamos, penamos, y nos jaquean por el resto de nuestras vidas.
Para hacerla corta, si yo mismo no siento que merezco de lo bueno, o de lo malo, aunque me lo regalen a manos llenas, no lo veré, no lo tendré.
Estábamos mirando con Robert, un programa de la televisión cable argentina.
En él se hacía una reseña de la vida, trayectoria, logros e ilusiones de un famoso actor argentino de iniciales J.C.C., con el protagonista contando su experiencia y evolución.
Terminó el programa quebrándose y confesando entre lágrimas que: "todo lo hice para tener el cariño de la gente y de mi familia".
Nada novedoso, todos los que hemos tenido actividad artística, eso es lo que buscábamos.
Mi único comentario fue:
- "¡Qué necesidad de cariño tiene este Hombre!".
Nadie puede negar que él lo poseyó, posee, y poseerá ... salvo él mismo.
Y, lamentablemente, lo mismo nos pasa a muchísimos de nosotros.
Ya no me duele más, porque bueno, un día dije "¡BASTA!", el ver a seres por mí queridos, coartados por la baja autoestima.
Quizás yo fuese, antes, mejor persona, pues ahora me limito a decir: "sí, comprendo", sonreír afable ... y seguir de largo en mi camino.
Es que lamentablemente comprendí que, por más que uno martillée intentando "despertar" al otro, si el otro no lo desea, es totalmente en vano.
Por eso no doy recetas mágicas para la Autoaceptación, que seguramente me rendirían un éxito en las librerías, sólo miremos todo lo que se ha editado, los millones que esos autores tan renombrados han embolsado, y el efecto que sus escritos han tenido para la humanidad: ¡nulo!.
Sólo sé que es necesario el "Taurus", que no el "Torus".
Es imprescindible pararnos desnudos ante el espejo, con luz despiadada, y vernos tal cual somos.
He aprendido que ni los fisiculturistas, que tengo varios en mi inventario, están a salvo de encontrarse defectos.
Entonces ... ¿por qué avergonzarnos de nosotros mismos?.
Y no me refiero sólo a lo físico, avergonzarnos de todo lo que somos y no aceptamos.
Fíjense en un detalle, sólo en este detalle: estoy seguro que a todos nos ha sucedido que, estando sentados a la mesa de un restaurante, oímos que desde una mesa vecina, una voz femenina se alza y dice:
- "¡Yo no debería pedir nada ... estoy tan gorda ... tengo que adelgazar unos cuantos kilos ... pero me cuesta tanto ...blá blá blá!".
Si al escuchar este comentario de cuarta categoría miramos, con discreción a quien lo profiere, notaremos que sí es gorda, y que además, mira de soslayo hacia las otras mesas para ver si han, todos, escuchado sus excusas, y le arruina la comida a sus amigos, que se dedican a consolarla, mientras ella deglute, culposa, un plato de carbohidratos bañados en una salsa llena de grasa.
Gorditas ... gorditos ...¡déjense de joder, no digan nada, y ordenen una ensalada verde con aceite de oliva y jugo de limón ... y con poca sal!.
¡Ah, y no se coman todo el pan y galletas que hay en la panera, que es para todos!.
El abuso sicológico, la violencia emocional, ejercidos sobre la niñez en pleno proceso de desarrollo de la autoafirmación, y del relacionamiento con uno mismo y con los otros, acarrean estos indeseables estigmas por todo lo largo de la Vida ... ¡y cuánto mal hacen!.
Los niños, tal cual esponjas, absorben todo lo que decimos, expresamos, así sea elípticamente dicho, y creamos que ellos no entienden lo que decimos.
Asimilan como propias, aunque sólo sean fruto de nuestras frustraciones, enojos, rencores, todos los insultos, descuentos, características, que les endilguemos, creen, y se convencen, de que esa es su realidad, y así funcionan.
Pocos, muy pocos, llegan a cuestionar, años más adelante, la veracidad de las afirmaciones de sus referentes.
Aún así, pocos de los que cuestionan, se atreven a indagar su verdadero "Yo" y capacidades, talentos o falencias.
Menos, aún, los que luego de indagar, trabajan en la reconstrucción de sus Vidas, en el cambio tan necesario de parámetros, opciones, relaciones, en fin ... de referentes.
Y es lógico, es comprensible ... aunque no aceptable.
Y permanecen como la foto de aquella ardilla en el póster, metida bajo un montón de cáscaras de nueces, y diciéndose qué hacía alli, cuando el árbol estaba lleno de fruta.
¡Qué bueno es quererse a sí mismo!.
No hay por qué avergonzarse de reconocerlo, ni hay que sentirse culpable o egoísta por ello.
¿Saben?, creo que el egoísta es aquel que por su baja autoestima, nos priva a todos el disfrute, la felicidad y el contento que nos podría brindar.
No sería lógico confundir al ególatra, con alguien con alta autoestima.
Justamente la egolatría, es el impulso más primario, la reacción más primitiva y menos elaborada, a la baja concepción, mirada, de sí mismo y es, como mecanismo de defensa, el más pernicioso posible, pues intenta tapar al sol con una moneda, oculta sin lograrlo, genera frustración, rencor, más dolor y sinsabor.
Sí, sé que es un arduo trabajo el salir de la oscuridad, y comenzar a caminar por la vereda de la luz, lo sé.
Y también sé que no hay empresa más dura, que la que se deja para comenzar mañana, porque mañana no seremos los de hoy, en el caso de que lleguemos, y si llegamos, estaremos más desanimados, más cansados, más oscuros.
¡Arriba, gente, que la Vida es hermosa, y Ustedes también lo son!



Publicado el día miércoles 17 de Febrero 2010
Corregido por R. Méndez

jueves, 28 de enero de 2010

"Daniel Sanz Tucce"- El juego de las Lágrimas


Se mira en el espejo, enjuga una lágrima, y se repite una vez más:
- "Yo soy lo que quiera ser, un día Profeta, otro ladrón, otro músico, prostituta, mujer enamorada, diosa, Reina, o Presidente de la Nación.
Puedo hacerle creer a cualquiera, lo que yo quiero que crea.
Siempre hago la mía, y siempre me guío por mi intuición, por el Corazón de Dios, por Su Amor, porque Él es el único que me ama".
Observa con detenimiento la imagen que el cristal le devuelve.
Admira su belleza, y siente que debe compartir con el mundo, el mensaje de Amor que había recibido del Eterno.
Vistió sus ropajes orientales, cubrió su cabeza con un manto bellísimo, y posa para que la cámara registre para siempre su magnificencia y seducción.
Sí, las Fuerzas Espirituales le habían elegido para enseñar al Mundo el Amor Incondicional, pero le daría el mensaje de una manera críptica, sin palabras, sólo con su imagen, ya que con eso era más que suficiente para la gente.
Cambia sus vestiduras.
Es la Santísima Virgen María.
Eleva su mirada a los Cielos, hace con la mano un gesto de bendición piadosa ... y la cámara dispara.
Ahora es una Monja completa, medio oculta tras su hábito, mas lanzando al mundo una mirada entre seductora, provocadora, y enigmática.
Ve nacer en la palma de su mano derecha la Gloria del Altísimo ... nuevamente la cámara dispara.
No importa si no enfocó bien ... ¿para qué si no el photoshop?.
Esta vez es la Reina del harém.
Los mil flecos de seda de un vaporoso velo caen sobre su frente.
La morbidez, suavidad e iridiscencia de la tela le otorgan una sensualidad que corta la respiración ... y una vez más: la cámara.
- "¡Daniel!".
¿Y ese grito?, ¿quién andará por allí?, ¿será que entró alguien?.
- "¡Daniel!".
No puede reaccionar.
Siente que comienza a marearse.
Le gana una gran ansiedad.
Su mirada, rápidamente salta de un rincón a otro de aquella habitación semi en penumbras cuando, de pronto, ve una imagen en el espejo ...
- "¡Daniel!".
El espejo muestra a un hombre de unos treinta años, de tez cobriza y cejas espesas, envuelto en una serie de toallas ordinarias, y los raídos flecos de una de ellas, cubren su frente.
- "¡Daniel!".
Apoya en la repisa que está sobre la pileta, el celular con el que, empuñándolo en su mano derecha, se retrataba, y responde:
- "¡Ya voy, Señora Directora!, estoy terminando de limpiar el baño de las Maestras, ¡no sabe la mugre que era!".
- "¡Dale, m'hijo, apurate!, te quedan tres aulas por limpiar, y ya es hora de cerrar la Escuela".
- "¡Sí, Señora Directora(vieja de mierda), ya voy!".
Ríe para sí mismo.
- "Soy realmente superior a todos estos imbéciles, mucho más inteligente", "los tengo convencidos de que sólo soy el tipo que contrataron para hacer la limpieza, y ni imaginan que soy el Elegido, el Profeta, el Mesías, el que llevará con su música de cumbia, el Mensaje del Amor Universal, y el que les enseñará a vivir en Felicidad ... ¡ignorantes!", se dijo mientras retuerce el gastado y pringoso trapo de piso.
Echa una mirada al baño aquel, que aún luce desprolijo y piensa:
- "Ya está bien, total, si las Maestras son unas mugrientas".
Se mira por última vez al espejo del estrecho botiquín, y este refleja su verdadera imagen: un hombre bellísimo, rubio, vestido con una túnica blanca e impoluta, con un halo de luz que rodeaba todo su cuerpo, mientras un haz de Luz celestial le baña desde los Cielos.
- "¡Terminé señora Directora, quedó limpito, a ver si lo cuidan y no dejan mas esos algodones con sangre tirados en el piso!".
Se encamina al salón 3, pensando qué maravillosa su intuición, que lo salvó tantas veces de caer en manos de hombres que hubieran hecho de su vida un infierno.
El Director de una Televisora de la Argentina, el Presidente de aquella multinacional , dos o tres sicólogos ... personas deleznables, que no soportaron la superioridad que Dios le había otorgado, e insistía en decir que el necesitaba conectarse con la realidad ... ¡idiotas!.
Abre la puerta del salón, y al mismo entra el Idolo de la juventud, escucha sus aplausos y le ciegan los flashes de mil paparazzi.
--------------------------------------------------
La última vez que tuve noticias de él, jugaba el rol de un Poeta al estilo "el joven Werther", para alguien que se describe a sí mismo como fanático de una determinada tendencia ideológica y que, en una actitud que no comprendo, escapó de su país natal, y vino al mío para trabajar como mediocre cocinero pero, eso, es otra historia.
.
.
.
Publicado el día Sábado 06 de Febrero 2010
Corregido por R.Méndez

domingo, 17 de enero de 2010

"MOMENTOS"


"...........
La Vida se hace siempre de momentos,
de cosas que no sueles valorar.
Y luego cuando pierdes,
cuando al fin te has dado cuenta,
el Tiempo no te deja regresar.
.........."

Julio Iglesias
(fragmento de "Momentos").-

No sé ... siento algo diferente en mí.
Hoy no es ningún día especial.
Es uno más de los de este verano uruguayo que no se decide ni por serlo, o transformarse en un crudo invierno.
Después de todo, haga o no haga calor, igual tengo que ir al supermercado.
Se me ocurre, pero no digo nada por si cambio de idea, luego al volver, pasar un rato por el Valerio.
El "Valerio" es un bar tradicional de esta zona de Montevideo, Pocitos, donde acostumbraba a ir algunas noches, muchos años atrás, con amigos.
Te sirven desde un simple café, hasta la más completa de las comidas ... y todo delicioso.
Era lindo y distinto ir al Valerio ... ¿cómo estará ahora?.
En la Tienda Inglesa, desde ajo a juegos de toallas, compré de todo y, luego del obligado paso por la caja, miro a Ro:
- "¡Ché, con todas estas bolsas ... ¿te parece ir al Valerio?".
Aquel, en una actitud muy suya, se encogió de hombros y respondió:
- "Y ... ¡sí!".
Es la una de la tarde, y enfilamos hacia allá.
El día está precioso: un sol que no molesta, templado, y una suave brisa mueve la copa de los Paraísos de la calle José Ellauri.
El boliche sigue como antes, la misma atmósfera, aunque remozado y renovado, sigue cómodo, confortable y con ese dejo de natural clase.
Repleto, por suerte encontramos lugar en la terraza que da sobre Avenida Brasil.
Observo la concurrencia.
La mezcla habitual de vecinos de la zona, gente mayor, gente muy joven, gente adulta.
El sol escasamente se filtra a través de las hojas de los centenarios Plátanos de la avenida, me relajo, y me dedico a disfrutar.
El murmullo de las conversaciones en las mesas vecinas; las respuestas del Mozo a las mil diferentes preguntas sobre el menú; el ruido de los motores de los autos, que me suenan a ronroneos ... todo ello me provoca placer.
Busco en mi interior, seré sincero, algún dejo de nostalgia por el tiempo ya pasado, y no lo encuentro.
Lo que fue, ya fue.
Y lo que fue, cuando fue, fue bueno ... muy bueno diría yo viéndolo a la distancia.
Claro, uno entonces no lo sabía.
En los setentas y ochentas, mis afanes eran diferentes.
La "movida", al menos aquella en la que yo participaba, se dividía entre el Centro, con sus Bares y Teatros, y Carrasco, con las Discotecas.
Este Bar está a medio camino entre los dos puntos mencionados, y era nuestro exclusivo "after hour", incluso para tomar un desayuno.
Claro, uno se sentaba a sus mesas con los amigos, y la charla era sobre lo vivido esa noche, las decepciones o enamoros, las miradas intencionadas con algún parroquiano, con alguien en un auto, con gente que caminaba por la calle, viendo la posibilidad de un último "levante", y ni la cabeza ni el corazón se dedicaban a "sentir" lo que en ese momento la Vida nos estaba ofreciendo.
Y tal actitud tenía lógica y coherencia.
En este contínuo y eterno aprendizaje que son cada una de las vidas que tenemos en nuestra Existencia, no llegamos a saborear el postre, si antes no degustamos el primer plato.
Encima de ello, no fuimos ni educados, ni enseñados, ni acostumbrados, para gozar del Aquí y Ahora, dejando atrás el momento pasado, por bueno, o malo, que este hubiese sido.
En este instante, a la mesa del Valerio, me viene a la memoria "Tarde em Itapoa", versos de Vinícius y música de Jobim.
Aquellos que acompañado por Benji en la guitarra, canté en el Union Square Park hace ya unos años: "... e con o olhar esqueçido, no encontro de céu e mar, bem devagar ir sentindo, a Terra toda rolar ...".
Vinicius sábio, saravá!.
Una noche, a finales de los setentas, estaba yo en el salón de la casa de unos amigos.
De pronto, y sin anunciarse, entra y se dirige hacia mí, que a la sazón estaba solo en la habitación, un personaje que me inquietó por su actitud.
No parecía ser alguien agresivo, pero no se condecía con aquel ambiente.
Se me acercó con la mirada y el porte de quien acostumbra a pedir dinero en la calle.
Cuando yo ya iba a reaccionar, escucho a mis espaldas la voz de mi anfitrión:
- "¡Hola Mateo!, Jorge, te presento a Mateo".
- "¿Qué tal?", dije aún sin salir de mi asombro.
Mateo ... el legendario, el mítico, el genial músico y creador oriental, en fin ...¿este es Mateo?.
Habló alguna cosa con mi amigo, este le dió un dinero, se despidió, y no lo vimos más.
- "Sí, Jorge, así son las cosas ... y se necesita ser muy fuerte para vivir "al día" como lo hace el".
Alguna sinapsis trasnochada en mi cerebro, fue la causante de que, por muchísimo tiempo, asimilara la idea de "vivir al día", con la del "Aquí y Ahora".
Sólo después de mucha lucha entre los dos conceptos, de desterrarlos y readoptarlos, después de muchísimos cascotazos, logré ver con claridad, y llegó la Paz a mi entendimiento, y el Goce a mi Vida.
Fue cuando analicé que "vivir al día", significa vivir sin haber aprovechado en absoluto las lecciones que nos dio la Vida.
Que fueron tirados a la basura los acontecimientos de cualquier índole que nos tocó en suerte atravesar.
Que es la irresponsabilidad total en cuanto a nosotros mismos, es el no pensar, el no "honrar" el supremo don de estar vivos.
Entonces, el "Aquí y Ahora" apareció resplandesciente en su Verdad.
Brillaba ante mí la magnífica revelación: "el Aquí y Ahora es intemporal, es el instante eterno, integrado por los conocimientos extraídos de las experiencias vividas, y la deliciosa conciencia de la continuidad de la Vida".
Es el eterno presente ... la Cuarta Dimensión ... es el "despertar".
Es el conocer quién soy, porque sé quién fui y, también sé que si mi Tiempo continúa, seguiré en él, sumando al que seré, el que hoy soy.
(espero haberlo expresado medianamente claro).
Y nadie, salvo algún mediocre, o un cobarde, podrá sostener que para adoptar este estilo de entender la Vida, es menester estar más allá de la problemática del día a día.
Yo no lo estoy.
Creo que nadie en este mundo, vive sin contrariedades, dolores, complicaciones, disgustos, etc,etc,etc.
Sólo que algunos hemos comprendido que ya es más que suficiente con todo eso, como para sumarle la necedad de negarnos a los posibles y pequeños goces, disfrutes, que la realidad circundante nos regala y propone.
El sol se ha movido entre los árboles, y un demasiado cálido rayo me acaricia la piel del antebrazo.
Ya es hora de marchar.
Tomamos por Berro entre bromas y risas.
¡Qué me importan las vallas que crucen en mi camino!.
¿Qué nos podrán quitar los distintos avatares del mundo?.
Al igual que los dos protagonistas de "Casablanca":
- "Nosotros siempre tendremos París".




Publicado el día Martes 26 de Enero 2010
Nota Gráfica y corrección: R.Méndez

domingo, 10 de enero de 2010

"CANDOMBLÊ - Mis Experiencias Espirituales" - Segunda Parte


Antes de más nada, déjenme comentarles que, para estas Religiones, este año 2010, es regido por el Orixá femenino Iemanjá, Odô Fiabá Iemanjá!, a quien conocen por mil nombres de cariño, entre ellos: dona Janaína, a Seréia, etc.
Será un año de muchísimos cambios, separaciones, transformaciones, abundancia en lo bueno ... y en lo que consideramos "no tan bueno", hora de terminar con todos los pesos que venimos arrastrando desde hace tanto tiempo, en fin, hora de aceptar cambios ... o sucumbir.
--------------------------------------------------


Estando ya afincado en el Brasil, cierto día, de manera totalmente inesperada, en la calle se me acerca un muchacho de mi misma edad, y me dá un mensaje:
- "Ôi! o pae Elton disse ia ficar muito honrado se você aceitasse o convite pro aniversário dele".
- "Obrigado, viú?, mas eu nao conheço esse Pae de Santo, onde é que ele mora?".
- "Ele já tem visto você pela cidade, achouo muito legal e o admira muito. Ele mora na Sete com Canavarro, perto dos trilhos".
Consulté a mis amigos en la ciudad sobre datos de esta persona.
Me aseguraron que no había ningún tipo de peligro y, dado que yo estaba tan integrado a todo lo brasileño, que esta sería una buena experiencia.
En realidad ya hacía días que me había entrado una especie de curiosidad por todas esas cosas incluso, con una amiga maravillosa, Mariela, ¡lo que no habremos hecho juntos!, habíamos estado en una sesión de un grupo kardecista, de la que no saqué nada en limpio, ni me causó otra impresión que un grupo de gente que hacía lo que hacía, sin saber, con propiedad, qué era lo que hacía.
Fuí al cumpleaños aquel.
En la casa de Elton me recibieron con toda cordialidad y deferencia.
Noté que a lo largo de la reunión, seríamos unas veinticinco personas, no me quitaba los ojos de encima, sonriendo permanentemente.
- "Si buscás fama conmigo vas muerto", pensé mientras le sostenía la mirada y le devolvía la sonrisa.
Al despedirme:
- "Jorge, volte quando quizer, mas que seja pronto!".
Sí, no había ninguna razón de peso para no volver.
El trato había sido impecable, la conversación fluída, me gustó la gente que conocí ... sí, seguro iba a volver.
- "Se poder, que seja amanha à tardinha".
- "Pois nao, obrigado".
- "Obrigado nao, Jorge, pra mim é um prazer ...".
Al salir, mis amigos me tomaban el pelo por el juego de palabras e intenciones del Fulano.
Me tienen sin cuidado cuales sean, siempre la cancha y las reglas del juego, la delimito y establezco yo.
La visita no estuvo tan mal, charlamos mucho, muchísimo.
Según me comentó, si bien sabía que yo no era ni me gustaban ciertas cosas de su Religión, sus Santos le ordenaban que me trapasara todo el Conocimiento, tal cual yo fuese un Hijo de Santo.
Nunca yo había escuchado algo así pero, no sería la única vez.
Claro, en ese ambiente nuevo para mí, los conocimientos comenzaron a despertar cosas que, si bien el que consideré mi Maestro en el Zen, Enrique K., ya me había descubierto que yo poseía, nunca les dí importancia ni los valoré.
A partir de ese momento mi intuición, mi percepción extrasensorial, mi videncia, aparecieron a flor de piel, se manifestarion cada vez con mayor fuerza.
Un día el Pae les dice a sus Hijos de Santo:
- "Miren cómo baila alrededor de Jorge, la Oxún de él!"
Los Hijos me echaron miradas furibundas, pero asintieron.
Hasta allí yo estaba dispuesto a aceptar ese Orixá.
Los kardecistas me habían dicho que mi Entidad era San Jorge, y no me resonó.
Esta vez tampoco resonó, pero como mi Ego es enorme, creí que era debido a él y, después de todo, el color amarillo siempre me atrajo, toda la vida tuve alguna ropa de ese color, cuando compré una muñeca vestida de bahiana, de todos los colores había elegido a la de amarillo, no usaba otro metal que oro, a mas de otras cosas relacionadas con la seducción, el endulzamiento, el saber "tejer" excelentes "telarañas", en fin, que las características de la Mae Oxúm iban a la perfección conmigo ... pero ...
Esa noche dormí plácidamente.
A la mañana, justo antes de salir de la cama, siento que estoy paralizado del cuello a los pies.
Quería, y no me podía mover.
En medio de esa situación comienzo a tener una visión.
Ví una mujer joven, seductora, de piel canela, vestida con el ropaje del Candomblê, que se acercaba a mí, sonriendo y contoneándose al son de un baile que no pude identificar.
La admiré con simpatía y entregado.
Su rostro, de hermosísimas facciones era el de una sambista de la cual me había enamorado en mi primer viaje a Salvador.
Hablé con ella.
- "Si eres tú, y quieres mi cuerpo, aquí estoy, soy tuyo ".
Sorpresa mayúscula cuando me respondió:
- "No eres mío, le perteneces a Él".
Muchos años después esta escena se repetiría en distintas condiciones, y con dos distintos personajes.
¿Mismas energías con diferentes nombres? (ver "Catolicismo: mis experiencias espirituales").
Volviendo al tema, a los pies de mi cama había otra figura.
Era un hombre alto, vestido de plateado, blanco, y negro.
En la cabeza llevaba un yelmo con crines blancas, y las manos cubiertas por guantes plateados.
Me acerqué y abrí la capa ... estaba vacía, y cuando miré dentro del yelmo ... no había nada.
El susto fue espeluznante, tan fuerte que me devolvió a la realidad de mi parálisis matutina y, con lo que sentí un esfuerzo sobrehumano, demoré como ... no sé, pero para mí una eternidad, en cruzar una pierna sobre la otra.
Recuperé el dominio de mi cuerpo pero, en vez de saltar de la cama, vestirme sin tomar baño, y salir corriendo a buscar auxilio a la casa del Pae, me tapé nuevamente, me acomodé en la almohada ... y quedé profundamente dormido y en paz.
Esa noche supe qué había sido: quien se había manifestado era mi Santo de Cabeza, que resultó ser Oxadián, u Oxalá Moço, u Oxalá de Quarta, por el día miércoles, que le pertenece, sincretizado en el Niño Jesús de Praga.
Hubo una identificación inmediata.
Todo yo, resoné.
Al fin pude explicarme la fascisnación que, desde niño, siento hacia los caracoles de jardín, que me lleva a la alegría cuando encontro alguno, a protegerlos, en aquel entonces, del jardinero, a dejarlos caminar por mis brazos, y construirles "casitas" en los canteros.
Entendí en profundidad mi afición por los diamantes que, cuando pude, cuando tuve edad, los compraba para regalarlos y, al enterarme de eque es la Piedra de mi Orixá, los compro para mí, para usarlos, o los acepto como regalo.
Tuvo un por qué mi cabeza tan fría, y también lo tuvo mi comportamiento tan infantil, y el nunca representar la edad que realmente tengo.
Ya no era "una de las cosas raras de Jorge" el vestirme un día totalmente de negro y, al otro absolutamente de blanco, y que esos extremos muy "Courrèges", sean la base de mi guardarropas.
Eso y otras tantas cosas, incluso el problema en mis ojos.
Oxalá con Oxúm, dicen una muy poco dada combinación de Ángeles, pero bueno, la tengo, así como a Iemajá en las manos, y al Bará en los pies.
Nunca me uní a la Religión.
Pero absorví todo el Conocimiento que quisieron brindarme y, como Amor con Amor se paga, me entregué a mis Santos, y Ellos caminaron a mi lado.
No siento que deba ahondar en las experiencias que viví, maravillosas y emocionantes.
Sólo diré que mis Santos siempre me respondieron ... y con qué fuerza, ante cualquier pedido mío personal, o para alguien necesitado.
El Candomblê ,me enseñó a sentir el Mundo Espiritual a mi lado, Amigo, Camarada, nada inalcanzable ni aislado y confinado a la gloria de los altares.
También me enseñó a poner a la gente, a toda la gente, por encumbrados que sean, en el justo lugar que, como personas, les corresponde.
En una palabra: me enseñó Justicia.
Épa ô! meu Pae Oxalá dono da minha cabeça.
Ora ye ye wô! minha Mae Oxúm, dona do meu corpo.
Odô Fiabá! minha Mae Iemanjá dona das minhas maos.
Alupo! Pae Bará, dono dos meus pés.

Próxima publicación de "Mis experiencias Espirituales": El Zen.



Publicado el Martes 19 de Enero de 2010
Corregido por R.Méndez

viernes, 8 de enero de 2010

"CANDOMBLÊ: Mis Experiencias Espirituales"-


Nunca me sentí, en ningún sentido, atraído hacia las religiones afro-brasileñas, es más, las veía como asuntos de "outsiders".
Hasta la tan simple y cotidiana lectura de las cartas, me revelaba.
Entre otras cosas que no vienen al caso, rechazaba, y aún rechazo, la matanza de seres vivos, sean cuales sean, y por los motivos que sea.
Sin embargo mi menosprecio filosófico varió desde la primera noche que pasé en la hermosa Salvador de Bahía.
Había llegado a la ciudad un mes de Febrero de ... parece mentira ...¡ya hace treinta años!, sobre las diecinueve horas.
Me registré en el Hotel, ubicado en zona estratégica en la Cidade Alta, y me retiré a la habitación que sería mi hogar durante treintaicinco días.
Abrí las inmensas ventanas ... no lo podía creer: frente a mí, el inigualable cielo negro y estrellado de Salvador, el perfil de Itaparica, la bahía toda ella misteriosa y, de pronto ... comenzó a oírse, desde la calle Chile, unos cuantos pisos por debajo de mí, y totalmente a oscuras, una melodía tradicional brasileña:"Aquarela do Brasil" de Ary Barroso, ejecutada en instrumentos de cuerda, violín, chelo, violonccello, guitarra ..., por un grupo de músicos ya retirados, que, supe después, se reunían en un pequeño Club frente al hotel para, sólo para ellos, interpretar las melodías que les hacían felices.
De pronto comencé a percibir amigables movimientos en el Cielo aquel.
Lo que ví me maravilló y lo sentí como parte integrante de lo que hoy, en esta Vida, soy.
Un espectáculo maravilloso que me hizo olvidar el equipaje sobre la cama, el cansancio, los pies hinchados, y quedé allí, en la "sacada" de aquella habitación, sintiéndome involucrado con el Arcano, y recuperando una importante parte de mi identidad.
A la mañana siguiente, vencido por el cansancio del viaje y la emoción de la noche anterior, no desperté temprano como es mi costumbre, sino que sobre las 09:00, me despierta el sonido de una canción , aparentemente de moda, cantada por una mujer cuya voz e interpretación me cautivaron.
Cuando salí a mi primer paseo por Salvador, noté que al lado del hotel había una disquería.
Gracias a mi fluidéz y dominio del portugués no tuve problemas para expresarme y preguntar quién era la intérprete poseedora de aquella voz que me había hechizado ... Maria Bethânia, y la canción "Grito de Alerta".
Siempre me gustó y disfruté, el viajar sin compañía.
Aún estando en pareja.
Es que mis viajes siempre han resultado en revelaciones sobre mí mismo.
Encuentros con lugares que no sabría por qué, no me eran desconocidos y, luego me enteraba, eran sitios fundamentales del lugar.
Es difícil viajar con otro, máxime para mí que interactúo sin preconceptos, que me mimetizo con las gentes del lugar, aunque en Sud América no me ayudan ni mi piel, ni mis ojos, ni mi pelo pero, fuera de eso, soy uno más, olvido todo lo que dejo atrás.
Supongo que debo tener, también, un poco de suerte, pues las personas me aceptan, me integran, me destacan.
Les relataré una anécdota, que más parece un Koan, que leí en una historieta publicada en un Libro Zen:
"Es la hora del crepúsculo.
La Luna aún no ha salido, y dos amigos se sientan al borde de un risco desde donde se divisa todo el horizonte entre mar y Cielo, a esperar su llegada.
Amigo A- "Aún falta un poco para que aparezca la Luna llena".
Amigo B - "......................".
Amigo A - "¡Mira, allí está!".
Amigo B - "...................".
Amigo A - "¡Qué linda es!".
Amigo B - "...................."
Amigo A - "¡Observa cómo crece!".
Amigo B - "...................."
Amigo A- "¿Notas cómo se refleja en el agua del mar?".
Amigo B - "...................."
Amigo A - "¡Mira qué alto está en el Cielo, y qué redonda, y qué blanca!".
Amigo B - "...................."
Amigo A - "¡Qué buen espectáculo! ... ¿qué opinas tú?".
Amigo B - "Que no conoces nada de la Luna llena".".
Por esta razón es que prefiero viajar solo, que no por otra cosa.
Alguna vez, presionado, viajé acompañado y la experiencia no fué mala, fué desastroza.
Una de las veces por viajar con gente dependiente: "si vos no vas yo no voy", "¿otra vez vas a volver al mismo lugar?", "¿te parece... ?".
La última de esas oportunidades terminó en que me enteré del alcoholismo de la amiga que me acompañaba, apenas llegamos a destino, y a partir de allí vivió un pedo eterno.
Los descubrimientos y modificaciones y aprendizajes sobre mí, los demás , y el mundo, serían imposibles si me muevo con mi particular "ghetto" a cuestas.
Así como en el primer Carnaval que pasé en Rio de Janeiro, me quedé dormido en una Plaza pública frente a la "apoteose do Samba", de la misma forma me entregué a Salvador, y bebí su ancestro que, de alguna manera, sentí mío también.
Se abrió en mí una puerta de comprensión, que no de aceptación ni respeto, por ciertas cosas.
Fue en Salvador que de pronto, como me sucede siempre, vino a mí una decodificación de los distintos por qués, y ritos de las diferentes Religiones.
Cada noche veía danzar a los Orixás en aquel Cielo de terciopelo negro e imponente.
Cada noche se escuchaban los mismos músicos e instrumentos de cuerda.
Brillaban las estrellas, y mis pasos por la Ciudad, mi involucre con su historia y su gente, fueron preparando el camino para que, dos años más tarde, tuviera mi primera experiencia con los Santos del Candomblê.
Épa ô, meu Pae Oxalá!



Publicado el día Martes 12 de Enero de 2010.
Corregido por R.Méndez